Cielos

Descripción breve:
Espectáculo .para todos los públicos, que toca temas tan importantes como la emigración la tolerancia y el respeto entre los pueblos. Premio Asturias de las Artes Escénicas 2004 al Mejor Espectáculo Infantil

Pinza y Gancho son dos técnicos de mantenimiento espacial que desde su nube, se encargan de vigilar el perfecto funcionamiento de las órbitas del sistema solar.

Todo marcha sobre ruedas hasta que un buen día la llave de rotación orbital cae al vacío y todos los planetas del sistema se detienen en seco.

Para recuperar la llave, Pinza emprende un viaje a Globalia, un planeta en apariencia pacífico pero gobernado por un peligroso villano, al que Pinza no podrá hacer frente sin la ayuda de su amigo Gancho.

DRAMATURGIA Y DIRECCIÓN:Laura Iglesia
SOBRE EL ESCENARIO:María Triguero , Carlos Dávila,Silvino Torre
DISEÑO DE ILUMINACION :  Chus Carmelo Plágaro
AYUDANTE DE PRODUCCIÓN: Daniel Loredo
ATREZZO Y ESCENOGRAFÍA: Josune Cañas y Montserrat Arias
VESTUARIO: Azucena Rico
SERVICIOS TÉCNICOS: Light Expo S.L.
DISEÑO GRÁFICO: Iván Alonso
FOTOGRAFÍA: Roberto Tolín
PRODUCCIÓN Y DISTRIBUCIÓN: Higiénico Papel Teatro

“Higiénico Papel, en este espectáculo opta por el didactismo, una de las vías clásicas, eficaces y de siempre, del teatro infantil... Nos ofrecieron una magnífica función, llena de hallazgos y con soluciones escénicas sencillas, al montón de dificultades que la historia contiene...
Una función en la que no falta alguna reflexión sobre los problemas del mundo real, con la chispa y agudeza acostumbradas de la compañía gijonesa. Los malabarismos de María Triguero, hacen que su Pinza se nos prenda en el corazón. Su perfecto oficio permite a Carlos Dávila, pillarnos con su Gancho y demás personajes: Rastafari, Flamenca, Ruso, Estrella Mediática, etc. Y del camaleón del teatro asturiano: Silvino Torre, qué se puede decir sino elogios por su montón de encarnaciones...
A los tres, el numeroso público del Jovellanos les oyó perfectamente, a pesar del sin fin de cambios en voz y cuerpo exigidas por sus numerosas caracterizaciones.
Higiénico Papel, con Laura Iglesia al mando, se marca otro tanto con este espectáculo”.

BONI ORTIZ, LA VOZ DE ASTURIAS, 13 de enero de 2004


“Ahora bien, si Higiénico Papel usa la imaginación para buscar sorprendentes historias cuando hacen teatro específico para niños, no es menor el empeño que ponen en crear artilugios, que ellos manejan luego a base de un indudable entrenamiento...
Los actores trabajan sobre una nube, por lo tanto están obligados a ser un poco atletas, funámbulos y malabaristas, y son un poco de todo, además de excelentes actores. María Triguero, deliciosa con su monociclo, parece un personaje de historieta trasplantada al escenario; Carlos Dávila versátil, como siempre, y Silvino Torre aposentado y contundente.
Forman el trío que hace disfrutar a los niños y consiguen que los mayores salgan igualmente complacidos. No es un tópico sino la pura verdad.
Laura Iglesia escribe y dirige apoyándose en el talento y la experiencia, y, sobre todo, con un amor infinito por el teatro, eso se nota.
Fueron aplaudidos y celebrados por voces infantiles y de adulto de un público numeroso”.

JOAQUIN FUERTES, EL COMERCIO, 17 de enero de 2004


Conserva «Cielos» el valor primero de lo más original de «Higiénico», hace ya un montón de años, sin restar frescura, intención, vivacidad y locuacidad...
Siempre animan a la participación, recreo y afecto. Distrayendo con eficacia saben asombrar a los niños sin dejar de importar a los adultos, a quienes jamás he visto saliendo de los espectáculos tachándolos de infantilada...
Multitud de disfraces, gran labor de coordinación, el sabor de divertimento nos han transportado de los cielos a la tierra. Una y otros fabricados por el arrebato de la fantasía...

FRAN DIAZ FAES, LA NUEVA ESPAÑA, 23 de noviembre de 2004